Nuevos estudios arqueológicos en el espacio fronterizo bonaerense

Nuevos estudios arqueológicos en el espacio fronterizo bonaerense

Desde el campo de la arqueología histórica se vienen desarrollando en la Fundación Azara diversas líneas de investigación sobre la frontera centro y sur bonaerense. Este año se extendieron a la cuenca del río Salado a fin de conocer sobre la primer área de avance de la sociedad hispano-criolla en el territorio indígena durante los períodos tardocolonial y republicano que hasta el momento no habían sido estudiados. Mediante el análisis de objetos, documentos escritos, planos, mapas y fotografías este proyecto pretende avanzar en el conocimiento de la conformación de la frontera, la instalación de los primeros asentamientos jesuitas, militares y criollos, las relaciones entre diversos grupos sociales, entre otros aspectos. Algunos de los sitios investigados son la Reducción de Nuestra Señora de la Concepción de los Indios Pampas, el Presidio de Las Bruscas, la Guardia Kakel Huincul así como la Estancia Miraflores de Francisco Ramos Mejía.

 

Representación de la Guardia Kakel Huincul, Museo Kakel Huincul, Maipú (2017).

 

“Tierra de Magallanes con las Naciones que se han podido descubrir en viajes de mar y tierra desde 1745 hasta 1748”, mapa elaborado por el jesuita J. Cardiel, donde se observa la Reducción.

 

Fragmento de la “Carta de la provincia de Buenos Aires” de Aaron Arrowsmith (1824) donde se señalan en rojo el Presidio de Las Bruscas, la Parroquia Nueva Dolores y la Guardia Kakel Huincul.